lunes, 17 de agosto de 2009

Cara E al Dedo de Pombie

Quedamos Abraham, Esko y yo para ir a escalar al Midi. Iba a ser mi primera escalada en esta mole de granito (¡que no Dabucho, que es andesita!!!¿no?) y estaba como un flan! El Midi por fín, qué bonito, qué ganas, pero cómo impone! Teníamos que elegir una vía no muy larga, pues íbamos tres y durante toda la semana se habían estado produciendo tormentas al medio día, así que este día también era probable que se formase una.
Entre varias posibilidades elegimos hacer la Cara E del Dedo.

Salimos del parking cuando comienza a salir el sol y nos pegamos una gran sudada en la subida.

Llegamos a pie de vía y vemos que ya hay una cordada escalando, así que nos preparamos tranquilamente para darles tiempo a que suban más. Y mientras Esko se zampa un buen bocadillo para coger fuerzas observamos como corretea un armiño entre las piedras.

Empieza Esko con el primer largo para ir alternando el resto, así nos tocará un largo de fisura a cada uno, a cual más bonito.

Llegamos a la segunda reunión tras un bonito largo y Abraham intenta tirarme los tejos poniéndome caras sugerentes, pero yo me resisto, tengo que concentrarme para el siguiente largo, que me toca a mí.

Las vistas empiezan a ser realmente bonitas, pudiéndose contemplar fantásticamente las ondulaciones que produce el glaciar de piedras (no se si realmente se llama así).

Tras superar una pequeña pradera volvemos a situarnos en la pared. Y tras dos largos más facilotes, claro que todo depende por donde vayas y lo difícil que lo quieras hacer ¿no es así Esko?, volvemos a coger unas bonitas fisuras.

Me vuelve a tocar a mí, uf! Abraham que no me da tregua me manda para arriba sin que me de tiempo a quejarme, así que de repente me veo bajo un bonita fisura que deberé subir en bavaresa. Venga va voy a intentarlo. Coloco un primer seguro y tras unos pocos intentos consigo coger la postura y subirme a la fisura. Ahora sólo consiste en seguir subiendo en esa posición, pero claro yo quiero ir protegiendo por si acaso, aunque la fisura no es muy larga. Así que voy gastando fuerzas pero voy protegiendo y por fín consigo llegar arriba. Cogo aire y yuhuuu lo he conseguido!!!

El día se va nublando y ya en el penúltimo largo empiezan a caer algunas gotas. Esko sube todo lo rápido que puede a la reunión, pero por suerte deja de llover antes de que se haya mojado la roca. Hacemos el último largo oyendo truenos de vez en cuando, pero ya estamos arriba, ya "sólo" queda bajar.

Destrepamos un poco para llegar al primer rápel. Una vez que llegamos aquí empieza a llover de verdad, incluso graniza un rato!
Bajamos hasta el segundo rápel, empezamos a recuperar las cuerdas, llega el nudo, seguimos tirando de la cuerda perooooo....no baja. Tiramos y tiramos y volvemos a tirar, pero no baja, está enganchada ¡mierdaaaaa! Deja de llover y Esko se ata la cuerda que habíamos recuperado y empieza a subir para recuperar la otra, por lo menos era un terreno por el que se podía subir, pero hay que ir con cuidado pues está todo mojado.

Llega a donde se había atascado la cuerda, la desatasca, sube de nuevo al rápel y vuelve a bajar. ¡Uff, menos mal! De aquí otros cinco rápeles más, ahora ya sin más problemas que los típicos enredos que se forman en las cuerdas.

Por fín llegamos al suelo ¡y el cielo se empieza a despejar!
Ahora sí puedo decir ¡qué bonita vía!¡qué bonito el Midi! aunque si lo ves desde abajo asusta. La roca estupenda, el paisaje maravilloso y la compañía genial, aunque por supuesto nos faltaba alguien esta vez: Dabucho, te echamos de menos en este día de escalada!!!!!!

Y al igual que cuando escalé en Ordesa me fui a casa con una gran sonrisa en la boca, pues escalar en estos dos sitios significaba mucho para mí.
Gracias a Esko y Abraham por escalar conmigo esta vía.

5 comentarios:

Abraham dijo...

Qué bueno!! Nunca paran la pata, siempre buscando nuevas rutas, siempre buscando donde meter los cacharros. Por aquí es todo lo contrario, ni siquiera usamos las cuerdas, sólo gatos y magnesio y el mar como crash pad. Un saludo a todos y hasta pronto que en breve estoy rulando de nuevo por la peni.

olatz y david dijo...

Hola muyayo, cuanto tiempo!! pues aquí seguimos intentado probar un poco de todo. En la variedad está el gusto, dicen.
El otro día visité tu blog y vi el video, te ha quedao muy guapo, te iba a poner algún comentario, pero yo soy de esas perezosas....
Así que aprovecho para saludarte desde aquí, ya nos veremos, de momento sigue disfrutando de las vacaciones

Anónimo dijo...

alehop! q weno veros d nuevo llenitos d motivación!...Bss desde St Gervais, Alpes Franceses, dedicándome d lleno al Senderismo Extremo después d una semana con el Mt Blanc, Aiguille Verte y Tour Ronde en el zurrón, je. Prontito d vuelta a Graná, q toca descansar después d tanto tute (recién volví d un par d intentos al Aconcagua invernal). Cuidadme los Piris: ofrezco mis servicios d porteador pa cargar con vuestras mochilas, je... Muak!!...Er Pako.

olatz y david dijo...

Hola Pakus!!! a tí sí que teníamos perdido. Qué bueno tu tourné no? a ver si cuando vuelvas hablamos (o nos vemos) y nos cuentas tus intentos invernales, además de otras cosas.
Un besote y cuídate

Anónimo dijo...

Que mal rollo da el tío del casco naranja. Yo con ese no escalaría una vía larga ni loco.
Por cierto, soy el otro Abraham, el canario.